Me gusta verte cuando caminas

Me gusta verte cuando caminas
Porque tu cuerpo se contonea
Tal parece que lo mueve el viento
Y con ese movimiento me quitas el aliento

Me gusta verte cuando caminas
Porque pareces una geisha
Tan hermosa y delicada
Aunque más bien seas una diosa

Me gusta verte cuando caminas
Porque puedo ver esa figura
Que me encanta, tal como la imaginaba.
Curvilínea y ajustada

Gogol

Share

Son tiempos

En que tenemos casas más grandes, pero familias más chicas.
Tenemos más compromisos, pero menos tiempo.
Tenemos más medicinas, pero menos salud.
Hemos multiplicado nuestras fortunas, pero hemos reducido nuestros valores.
Hablamos mucho,…amamos poco y odiamos demasiado.
Hemos llegado a la Luna y regresamos, pero tenemos problemas para cruzar la calle y conocer a nuestro vecino.
Hemos conquistado el espacio exterior pero no el interior.
Tenemos mayores ingresos, pero menos moral.
Estos son tiempos con más libertad, pero menos alegría.
Con más comida, pero menos nutrición.
Son días en los que llegan dos sueldos a casa, pero entran los divorcios.
Son tiempos de casas más lindas, pero más hogares rotos.
No guardes nada para una ocasión “especial”,
porque cada día que vives es una ocasión especial.
Lee mas, siéntate en la terraza y admira la vista sin fijarte en las malas hierbas.
Pasa más tiempo con tu familia y con tus amigos.
Come tu comida preferida.
La vida es una sucesión de momentos para disfrutar, no es solo para sobrevivir.
No guardes tus copas de cristal;
No guardes tu mejor perfume,
Úsalos cada vez que te den ganas de hacerlo.
Las frases “Uno de estos días”, “Algún día”, elimínalas de tu vocabulario.
Escribe aquella carta que pensabas escribir “Uno de estos días”.
Diles hoy a tus familiares y amigos, cuanto los quieres.
No pospongas nada que agregue risa y alegría en tu vida.
Porque cada día, hora, minuto, cada instante son especiales y únicos.

Share

Sentí cerrarse tu puerta

Sentí cerrarse tu puerta tras de mí
Mas, como un velo se muestra ante mis ojos
Y puedo ver sin que me veas
Cómo quedaste en tu espacio
Donde no puedes flotar
Y te deshaces en palabras, en versos,
Para revivir el sortilegio
Que te hacía ascender
Más, sin éxito vuelves y te retuerces,
Pero no lo logras.
Cerraste tu puerta y ahí estaba el secreto
No lo sabes tú, que crees todo saberlo
Ya no puedo alcanzarte,
Deshiciste el sortilegio.
Si en mi continuo andar encuentro alguna
Será para ti.
Y la traeré abierta
La pondré en tu alma
Y nunca más la podrás cerrar
Porque yo… seré Tu Puerta.

Blanca Serpa

Share
Follow

Get every new post delivered to your Inbox

Join other followers