Dos facetas de Saramago

Dos facetas de Saramago

Un Hijo es un ser que Dios nos prestó para hacer un curso intensivo de cómo amar a alguien más que a nosotros mismos, de cómo cambiar nuestros peores defectos para darles los mejores ejemplos y de nosotros aprender a tener coraje. Sí, ¡es eso! Ser Padre o Madre es el mayor Acto de Coraje que alguien puede tener, porque es exponerse a todo tipo de dolor, principalmente de la incertidumbre de estar…actuando correctamente y del miedo de perder algo tan Amado. ¿perder? ¿cómo? ¿No es nuestro? Fue apenas un préstamo…EL MAS PRECIADO Y MARAVILLOSO PRÉSTAMO. Dios Bendiga siempre a nuestros hijos pues a nosotros ya nos bendijo con ellos.

No creo en dios y no me hace ninguna falta. Por lo menos estoy a salvo de ser intolerante. Los ateos somos las personas más tolerantes del mundo. Un creyente fácilmente pasa a la intolerancia. En ningún momento de la historia, en ningún lugar del planeta, las religiones han servido para que los seres humanos se acerquen unos a los otros. Por el contrario, sólo han servido para separar, para quemar, para torturar. No creo en dios, no lo necesito y además soy buena persona.

Jose Saramago

Deja un comentario

Sigue a Gogol

Recibe publicaciones nuevas en tu email

Únete a otros seguidores